Search here...
TOP
Story Time

Mis propias historias de terror real

¿Cuántas veces hemos escuchado historias de terror real sobre cosas extrañas que suceden en cierto lugar? cosas que al no tener una explicación lógica son vinculadas a sucesos paranormales o directamente a fantasmas. A veces escuchamos estas historias sorprendidos o con cierta incredulidad ya que uno nunca se imagina que podrían pasarte a tí… hasta que te pasan.

La casa 2

Cuando estaba a punto de cumplir 15 años, mi familia y yo nos mudamos a una casa. Siempre habíamos vivido en un departamento así que la experiencia de mudarnos a un lugar mucho más grande, era sin lugar a dudas muy emocionante. La casa tenía 3 pisos: La parte de abajo tenía una cocina, una sala, un comedor muy amplio y un espacio al fondo donde tenía acondicionado un mini bar. En la parte de arriba había 3 habitaciones donde mi hermana y yo compartiríamos una (la más grande y sin duda la más siniestra). El último piso tenía un gimnasio con piso de madera, un cuarto de lavado y el cuarto de servicio.

haunted

La primera noche

Como ya les había comentado, mi hermana y yo compartíamos el cuarto más grande. Tenía una extraña distribución que constaba de 4 secciones. En una de ellas estaba la entrada donde teníamos un sofá y la televisión, otra con nuestras camas, otra con un escritorio y al fondo había unas escaleras tipo de caracol hechas de madera que conectaban con el gimnasio de arriba.

Estábamos muy cansadas por la mudanza y nos encontrábamos tendiendo nuestras camas para dormirnos cuando de repente la luz de la escalera de caracol se encendió (cabe mencionar que el interruptor era de los que cambiaban de intensidad según con la fuerza que lo oprimieras). Las dos nos detuvimos y mi hermana se asustó, por lo que traté de calmarla con cualquier excusa.

Pocos minutos pasaron cuando la luz se apagó sola y al mismo tiempo se escuchó un crujido en la madera del piso de arriba. Mi hermana ya muy nerviosa me dijo que eso ya no podíamos ignorarlo, yo me quedé callada porque escuché otro crujido de madera en las escaleras de caracol. Sonaba justo como cuando alguien apoya su peso en un escalón a lo que siguió un sonido igual, seguido por otro. Literalmente como si alguien estuviera bajando muy lento. Mi hermana ya con los nervios muy crispados estaba muy asustada (y la verdad yo también pero no podía perder los nervios porque yo era «la mayor»).

Resultado de imagen de light bulb going off gif

Le dije «Seguro es mi papá, ya sabes como le gusta fregarnos para asustarnos me voy a asomar y vas a ver como es el» por lo que me fui acercando al fondo del cuarto y mi hermana corrió contra mi espalda para ir conmigo. Mientras más nos acercábamos, más claros eran los ruidos de los pasos crujiendo en la madera de los escalones. Cuando llegué al pie de la escalera, al asomarme los pasos que antes era lentos, comenzaron a escucharse muy fuerte como si alguien bajara corriendo a pisotones. En ese momento ambas gritamos y yo sentí claramente como si alguien hubiese chocado contra mi hombro y en pocos segundos salimos corriendo hacia el cuarto de mis papás.

Mi papá, al vernos llorar nos dejó entrar y cerró la puerta. Esto me sorprendió mucho porque él era muy incrédulo de esas cosas y además tenía un carácter super fuerte por lo que me extrañó que no nos mandara de vuelta al cuarto con un regaño por andar gritando en la noche.

Al día siguiente, en el desayuno cuando ya hablamos con detalle de todo lo que había pasado, mi papá nos confesó que nos dejó quedarnos en el cuarto porque el claramente vio como detrás de nosotros venía una bruma blanca…

La famosa escalera y yo con 17 años (no me juzguen plis jaja)

El teléfono fantasma

Otra de las experiencias más extrañas que me hicieron vivir otra de muchas historias de terror real en esa casa, pasó un día que volvía de visitar a una amiga. Mi familia había salido también así que cuando llegué no había nadie. Estaba a punto de hacerme la cena (una deliciosa Maruchan en el microondas) cuando escuché sonar el teléfono. Me fijé en la base telefónica del salón y vi que estaba vacía y me di cuenta que el teléfono inalámbrico del piso de abajo, estaba arriba. Así que subí los escalones muy rápido y sentí como si alguien me empujara levemente por detrás y caí con las dos palmas en el escalón de arriba. Me levanté rápidamente y cuando llegué al teléfono, éste dejó de sonar. Me fijé en el identificador y vi que era la amiga que acaba de visitar.

Bajé con el teléfono para continuar con mi cena cuando de repente volvió a sonar, era mi amiga nuevamente. Y la plática fue así:

  • ¿Monse?
  • Sí ¿qué pasó?
  • Oye te acabo de llamar…
  • Si amiga perdón no te alcancé a contestar
  • No, es que si me contestaron… -me dijo titubeando-
  • No creo amiga porque estoy sola todavía
  • Me contestó una señora que yo nunca había escuchado en tu casa y cuando le pregunté por tí me dijo que aun no llegabas y me colgó.
  • Amiga no me hagas esas bromas porfa -le dije casi con la voz temblorosa-
  • ¡Te juro que no estoy bromeando! por eso te llamo para decirte que mejor te salgas de tu casa quien sabe quien anda ahí.

Cuando colgué empecé a escuchar pasos en el piso de arriba. Por lo que agarré el teléfono y me quedé esperando a mis papás en la puerta de la casa. Hasta la fecha mi amiga sigue jurando que esto en verdad sucedió.

Por un momento me sentí como esta escena :/

Pasado de brujería

Muchas historias de terror real ocurrieron en esa casa, incluso identificamos una presencia como la de un «niño» al cual llamábamos «Paquito» para quitarle un poco de importancia al asunto. Yo por otro lado en mi cuarto llegué a ver a una mujer mayor que daba una sensación muy rara. En las noches se escuchaban ruidos, cuando no estábamos los vecinos nos decían que se escuchaban las puertas, tiraban cosas, la chica que nos ayudaba en casa sentía que en la noche la «jalaban» y muchos otros sucesos que algún día narraré también.

Pero todo adquirió «cierto sentido» una ocasión en la que mi papá contrató un jardinero para que le pusiera azulejo a las jardineras que había fuera de las ventanas ya que con las lluvias goteaban mucho. El señor sacó toda la tierra de las mismas e hizo un hallazgo muy extraño: pequeños sacos de terciopelo rojo relleno de fotos quemadas, piedras, hojas y otras cosas. En ese momento supimos que las personas que vivían antes ahí practicaban alguna cosa relacionada con la brujería y que tal vez algo de lo que hicieron se quedó atrapado en esas paredes. Probablemente esas cosas aun sigan ahí escribiendo nuevas historias de terror real para alguien más.

Resultado de imagen de haunted house gif
Miss Digital Ink

«

»

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *